​Cinco trucos para tratar la irritación del pañal

Es muy frecuente que los bebés sufran desagradables irritaciones en la piel, provocadas por el uso continuado del pañal. Sigue nuestros cinco trucos para que tu bebé deje de estar incómodo y se libre de la dermatitis del pañal.

La piel de los bebés es muy delicada, por lo que el uso habitual de pañales, por muy buenos que sean, termina provocando rojeces. En el peor de los casos, estas molestas erupciones pueden evolucionar a la conocida como dermatitis del pañal, generando malestar en el pequeño.


Qué es la dermatitis del pañal

Lo primero que debes saber es a qué te estás enfrentando. La Asociación Española de Pediatría define la dermatitis irritativa del área del pañal como un proceso inflamatorio e irritativo provocado por las condiciones específicas que se producen en la zona cubierta por el pañal. Es decir, una humedad elevada, la fricción y el contacto permanente con orina y heces.

Por lo tanto, la irritación que sufre la piel de los bebés no se debe a una sola causa, sino al conjunto de todos estos factores. Además, los síntomas empeoran al estar en contacto con perfumes, plásticos y ante las altas temperaturas. De forma que no es de extrañar que en los meses estivales la dermatitis aumente.

Cómo tratar la irritación
  • Cambia el pañal con frecuencia y mantén la zona limpia y seca. Vigila que el pañal no se humedezca y, si esto ocurre ante las necesidades del bebé, cámbialo lo antes posible.
  • Limpia la zona siempre de delante hacia atrás, para evitar que las bacterias del culete no se extiendan a la zona genital.
  • Emplea productos ecológicos en el aseo de tu bebé, como los elaborados a base de caléndula o aceite de almendras. Lograrás hidratar aún más su piel y evitarás dañarla con productos químicos no indicados para ellos.
  • Deja a tu bebé sin el pañal durante un tiempo antes de ponerle otro limpio, así la dermis podrá respirar. Si vas a la playa, aprovecha para que disfrute con su piel al aire.
  • Utiliza alguna crema que actúe como barrera y proteja la piel del bebé, evitando que esté en contacto con la humedad de la zona.
Si tienes cualquier consulta, no dudes en visitar la Farmacia Valle San Lorenzo. Nuestro equipo estará encantado de atenderte.


Foto: Unplash.

0 0
Feed